Palacio de San Telmo

El Palacio de San Telmo, inicia su construcción en 1682. Los terrenos eran propiedad del Tribunal de la Inquisición, y se instaló la sede del Colegio-Seminario de la universidad de Mercaderes, institución que acogía y formaba a los huérfanos de marineros. Fue palacio también y actualmente alberga la Presidencia de la Junta de Andalucía.

Leer más

En 1849 los duques de Montpensier, Antonio de Orleans y Luisa Fernanda de Borbón lo convirtieron en su residencia. Organizan actos y festejos apoyando a las diverdas Corporaciones y Hermandades, protegen como mecenas a literatos y artistas y convierten al Palacio en el centro de la vida social de Sevilla. El edificio sufre varias reformas y una de ellas es la de la fachada lateral del Apeadero, sobre la que se añade una galería de estatuas de personajes ilustres sevillanos obra del escultor Antonio Susillo.   Al morir la duquesa, lega el palacio a la Archidiócesis de Sevilla y cede sus jardines, que hoy forman el Parque de Maria Luisa.

El palacio tiene planta rectangular con varios patios interiores, uno de ellos central, torres en las cuatro esquinas, capilla y jardines. La fachada principal data del 1754,  es una de las más famosas de la arquitectura barroca-churrigueresca, adornada con relieves y esculturas, destacando la de San Telmo, flanqueado por los dos patrones de Sevilla: San Fernando y San Hermenegildo. Las figuras femeninas representan las virtudes y sujetando el balcón principal , un grupo de indios con tocado de plumas, que hacen alusión al vínculo de los marinos de Sevilla con América.

Hay que destacar la Capilla del palacio una joya del arte andaluz y español, de una sola nave, con bóveda de cañón y con retablos, el principal dedicado a la Virgen del Buen Aire del siglo XVII. Hay numerosas imágines del siglos XVI, XVII y XVIII, una buena parte de ellas obra del Pedro Duque Cornejo.

Dirección:

Avenida de Roma, s/n, 41004 Sevilla

Horario:

Días de cierre: